Puro Engaño

No tiene demasiado tiempo para tardar pero Joaquín Caparrós sumó una nueva victoria con el Sevilla acercándose esta vez sí a lo que ha representado históricamente como entrenador, al menos en cuanto a posicionamiento de su equipo, pues cabe destacar un cierto engaño en la actitud y la intensidad con la que sus hombres entendieron un encuentro en el que el Real Madrid tuvo poco que decir desde el primer momento. La alineación blanca no pudo encontrar el cambio de ritmo en fase ofensiva y llevó demasiado tiempo una tímida e inofensiva iniciativa con balón que no le hizo demasiado bien. Caparrós planteó su partido y su equipo nunca se sintió incómodo. Así fue su triunfo de cara al derbi de este sábado.
Y seguramente la alineación por la que optó Zinedine Zidane hubiera preferido compartir más la pelota, que el campo se abriera y se separaran las líneas. Con balón, el finalista de la Champions quedo escaso en materia asociativa. Con Nacho y Theo en los costados y con los interiores blancos a la altura de Casemiro, filtrar balones por dentro se antojaba muy complicado. Tanto Benzema como Asensio debían recibir, protegerla y tirar de medios y laterales para juntar a su equipo y es que las particularidades de Nacho y Theo impedían darle amplitud, lo que repercutía en la lentitud de la circulación. El Sevilla, por su parte, y cuando el Madrid cruzaba divisoria, defendía siempre con más hombres y llegando por pares en cada costado para defender de cara.
Comprar Camisetas de Futbol Baratas Para Hombre, Mujer y Niños de todos los clubs y Selecciones Nacionales
Porque antes de que la pelota cruzara de campo, el Sevilla mordía. El engaño de Joaquín estuvo en la primera intención defensiva. El utrerano ordenó un 4-4-2, con Muriel en banda, Vázquez en punta y Layún por delante de Mercado, pero el bloque era templado. Ni frío -bloque bajo- ni mucho calor -presión alta-. Con la defensa adelantada y las líneas muy juntas, Vallejo y Ramos la tenían con comodidad, pero cuando el balón cambiaba de dueño y pasaba a pies de Nacho, Kovacic, Theo o Ceballos, el Sevilla activaba la presión, impidiendo a los blancos escalonar su salida de balón y su ataque en campo contrario.
Al Madrid le costaba un mundo crear alguna ventaja ofensiva. Por fuera el Sevilla esperaba con muchos y el Madrid no podía superar por mera calidad individual, y por dentro Benzema pasó desapercibido de espaldas mientras ni Ceballos ni Kovacic rompían o batían líneas repartiéndose espacios. Como le gusta a Caparrós, un balón largo peinado por Muriel puso el 0-1 y el Sevilla retrasó sus líneas hacia una altura defensiva mucho más baja, esperando contragolpear. Y esta vez por dentro, a espaldas de los interiores blancos, con N’zonzi liberándose y Layún acompañando por el sector contrario. Caparrós se acerca a Europa fiel a sus principios.
difiero, para mi la culpa de zidane es el diseño de plantilla, especialmente el tema Benzema para la liga.
Encuentra las botas de futbol que mas se adapte a tus características
En cuanto a los jovenes, se ha visto muy claramente que son jugadores con condiciones, pero muy , pero que muy alejados de tener ese nivel que se presume.
Es mas creó que ninguno ha aprovechado o ha demostrado nada especial , son jovenes.

resumen mal diseño de plantilla, y si s equiere hacer eso del equipo b, se necesitan jugadores que tengan la posibilidad de jugar en el equipo a, como el otro año, pero es que el nivel de la segunda unidad no les alcanza en absoluto para jugar de titualres, eso a dia de hoy.